08_large20080115.jpg

Soy un feliz poseedor de un iPod Touch desde hace más de dos meses y desde el primer día que lo encendí me ha hecho sentir que he viajado en el tiempo 5 años hacia el futuro. Es simplemente IMPRESIONANTE. Su interfaz es totalmente revolucionaria y aunque tiene algunos fallos que poco a poco van puliendo con actualizaciones (algunas muy discutidas como la 1.1.3) seguro que me va a seguir dando muchas alegrías durante mucho tiempo, sobre todo ahora que dicen que el 6 de marzo van a sacar el SDK para desarrolladores. A continuación os describo en varios pasos por qué tengo un iPod Touch y no un iPhone jailbreakeado. Si al leer esto coincides conmigo no te lo pienses más ni esperes a que traigan el iPhone 3G ni libre ni nada de eso. Recomiendo la compra del Touch totalmente. Ahí van las razones:

1. Es “casi” un iPhone. Solo le falta el teléfono y la cámara de fotos. Salvo estos dos “detalles” es prácticamente lo mismo. Para gente como yo que utilizo muy poco el teléfono (pago al mes alrededor de 20€ con vodafone), no necesito el iPhone aunque bien es cierto que matas dos pájaros de un tiro al ahorrarte tener que llevar dos aparatos en el bolsillo en lugar de uno.

2. La cámara que incorpora el iPhone no es nada del otro mundo. Ya la mayor parte de teléfonos del mercado llevan una cámara bastante mejor. Además, no suelo fotografiar a todas horas por la calle ni tampoco trabajo como periodista para tener que tener siempre a mano la cámara de fotos.

3. Pues salvo estos dos detalles, el resto de cosas que se pueden hacer con un iPhone las puedes hacer con el iPod Touch. Ya todo el mundo sabe las posibilidades del iPod. Además, recientemente han sacado un nuevo anuncio para dar a conocer al mayor de los iPods y la cantidad de cosas que hace. Podéis verlo en este video (fuente: Faq-mac)

4. Como crítica negativa no podía faltar tengo dos puntos negativos que no me han gustado nada. En primer lugar el cobro de los 17 míseros euros por una actualización que lo único que aporta de verdadero peso es el lector de correo (grandioso). Repito, miserable actitud por parte de la empresa que seguramente le haya reportado una cantidad nada despreciable en sus ya infladas arcas (más de 18000 millones de dólares). Y más coraje me da cuando en la misma presentación (Keynote de Enero) “regalan” a los poseedores del Apple TV su actualización, que seguro que les ha costado mucho más tiempo y dinero a los desarrolladores que la del Touch (me cago en la…)

En su día compré la actualización de Leopard y también como habréis comprobado, los 17 euros del Touch pero a partir de ese día me empezaron a tocar un poco la moral y me estoy pensando mucho volver a PAGARLES algún otro producto como no sea hardware. Los 200 euros que cuesta el Final Cut Express creo que al final no los van a ver. Que les den… Desde que compré el iMac he procurado comprar el software original pero a partir de ahora… el burrito es muy tentador y como no se sigan portando bien, pues…

El otro punto negativo que quería comentar es la “supuesta” dureza de la pantalla del Touch. Después de ver varios análisis y tíos que le hacián perrerías tanto al iPhone como al Touch pensaba que sería muy resistente. Pues habéis adivinado: LO HE RALLADO, aunque solo sea una pequeña muesca de apenas 3 o 4 mm. pero está rallado. Sobre todo se nota con fondo blanco. GRRRRRRRR Estuve pensando en llevarlo al servicio técnico por si me lo podían arreglar pero… al final lo pensé mejor y me quedaré con él como está.

Con este rollo no pretendo convencer a nadie de que el iPod es mejor que el iPhone. De hecho cuando salga en España y bajen los precios seguro que me compro uno. Pero por ahora disfruto mucho con mi Touch.